¿Cómo prevenir los resfriados con nuestra alimentación?

Nuestro organismo presenta un escudo de defensas naturales, llamado sistema inmunitario, que se encarga de luchar contra los ataques de las bacterias y virus. Este escudo no siempre se encuentra en perfecto estado, ya sea por cansancio, estrés, deporte intensivo, déficit alimentario…

Cuando nuestro sistema inmunitario no está en perfecto estado, aumentamos el riesgo de sufrir resfriados. Con hábitos saludables como llevar una alimentación equilibrada, dormir lo suficiente, no fumar, evitar el estrés… se podrá combatir.

Dentro de llevar una alimentación variada, existen alimentos ricos en antioxidantes, zinc y probióticos que refuerzan nuestro sistema inmunitario, evitando que seamos el blanco fácil para bacterias y virus.

Alimentos que previenen la aparición de resfriados.

El ajo crudo. Es el antibiótico natural más famoso, siendo preventivo y curativo. Aumenta las defensas de nuestro cuerpo frente a las infecciones. Además, presenta propiedades mucolíticas, ayudando a expulsar los mocos durante el resfriado. Tomarlo siempre crudo, ya que así no pierde ninguna de sus propiedades.

Consejo: Tomar ajo crudo en la tostada con aceite del desayuno.

La cebolla. Ayuda a fortalecer nuestro sistema inmunitario, previniendo la aparición de resfriados. Además, alivia la inflamación de garganta. Una ventaja importante es que no pierde sus propiedades al cocinarse.

Consejo: Tomar por la noche sopa de cebolla.

Yogurt. Es un probiótico natural que cuida nuestra flora intestinal, siendo muy importante para nuestro sistema inmunitario. En la flora intestinal se encuentra el 70% de las células inmunitarias de nuestro organismo.

Consejo: Tomar un yogurt al día, por ejemplo, a media mañana o a media tarde.

Miel. Es preventivo, ya que aumenta las defensas de nuestro cuerpo. Hay estudios que han demostrado que además presenta poder curativo.

Consejo: Añadir una cucharada de miel en la leche del desayuno.

Legumbres. Son muy energéticas, siendo beneficiosas para mantener la temperatura corporal en invierno, previniendo el resfriado. Son ricas en antioxidanets, reforzando el sistema inmunitario.

Consejo: Consumirlas al menos un día a la semana en el almuerzo.

Huevo cocido. Es rico en el mineral Zinc, aumentando las defensas de nuestro cuerpo y previniendo la aparición de resfriados.

Consejo: Tomar dos veces a la semana huevo cocido, ya sea en el almuerzo o en la cena.

Cítricos (naranja, kiwi, limón, granada…) Son especialmente ricos en vitamina C, ayudando a reforzar las defensas y a aliviar los síntomas del resfriado.

Consejo: Tomar un zumo de naranja natural en el desayuno y a media tarde tomar un zumo de limón caliente rebajado con agua y miel.

Verduras (remolacha, coles de Bruselas, acelgas, zanahoria, brócoli, espinacas, calabaza, coliflor, hongos, alcachofa, berenjena y puerro). Tanto crudas como cocinadas, tienen grandes propiedades contra el resfriado.

Consejo: Tomarlas diariamente como guarnición en el almuerzo y en la cena.

 

Como conclusión, decirte que llevando una alimentación saludable y siguiendo algunos de los consejos que te doy en este artículo, podrás prevenir esos molestos resfriados.

Entra en Dietfarma y obtén tu primera dieta personalizada gratis.

Imagen de dietadmin
Por
Eloisa Bocanegra Carmé
Licenciada en Farmacia y experta en nutrición y dietética