Trucos para beber más

Importancia de beber agua.

Es esencial para nuestra salud mantenernos hidratados, para que todas las funciones de nuestro organismo funcionen adecuadamente.

Entre el 50-75% de nuestro peso corporal está compuesto por agua, siendo esta sustancia mayor en lactantes y en niños.

Es recomendado tomar unos 2 litros de agua al día. Esta sugerencia surge de una investigación en donde se tomó como referencia la ingesta de kcalorías para determinar cuánto de este líquido se tenía que consumir. El resultado fue que por cada una de ellas habría que beber 1 ml de agua. Por lo tanto, si una persona ingiere 2000 kcalorías, tiene que beber 2000 ml (2 litros) de agua.

¿Qué funcionalidades tiene?

Por sus características físicas y químicas, el agua tiene varias funciones dentro de nuestro cuerpo:

  • Mantiene el volumen sanguíneo.
  • Se encarga del transporte de nutrientes y oxígeno.
  • Sirve como solvente en muchos procesos metabólicos.
  • Participa en forma activa como reactivo en muchas reacciones químicas, regulación de la temperatura corporal y la eliminación de productos de desecho.

¿Qué sucede?

En ocasiones, aunque creas que no tienes sed, no significa que estés bien hidratado. De hecho, muchas veces, cuando se advierte la necesidad de beber, el organismo ya está parcialmente deshidratado.

Por lo tanto, es importante que te acostumbres a beber agua a pequeños intervalos de tiempo, para así garantizar una buena hidratación.

¿Qué trucos te pueden ayudar?

Existen algunos trucos que pueden ayudarte a beber más y así alcanzar unos correctos niveles de hidratación:

  • En la oficina. Ponte un vaso o botella de agua en la mesa de la oficina o en un lugar de paso de la casa. De esta forma, cada vez que lo veas, recordarás que tienes que beber.
  • En el bolso. Llevar una botellita de agua en el bolso te permitirá tener siempre la bebida a tu alcance.
  • Practicando deporte. Cuando practiques ejercicio, aunque sea moderado o de baja intensidad, debes recordar mantener la hidratación de forma más frecuente, para así reponer el agua que pierdas con el sudor. Lo mismo ocurre si estás en un sitio caluroso, que hace que sudes más. Practicar deporte siempre acompañado de una botella de agua.
  • Media mañana o media tarde. Puedes acostumbrarte a tomar una infusión suave, que te ayudará a mantenerte hidratado.
  • Antes de las principales comidas. Tomar un vaso de agua antes de empezar a comer. Te mantendrá hidratado y la vez te dará un poco de sensación de saciedad, evitando que comas con ansiedad más cantidad de lo necesario.

¿Qué conclusiones sacamos?

Con estos trucos que Dietfarma te propone, podrás conseguir tomar los dos litros de agua recomendados al día, para así alcanzar una hidratación óptima.

Imagen de EloisaBocanegra
Por
Eloisa Bocanegra Carmé
Licenciada en Farmacia y experta en nutrición y dietética