127, 3 Kcal/persona
  • 4 personas
  • Dificultad Fácil
  • Coste Bajo
  • Cremas y sopas
  • 5-10' minutos
  • Española

Contraindicado para las siguientes enfermedades, dolencias e intolerancias

Salmorejo (SIN PAN)


Ingredientes

  • tomate 1000 gr. 4 Pieza grande 178.51 kcal.
  • zanahoria 180 gr. 1 Pieza grande 55.29 kcal.
  • ajo 5 gr. 1 Diente 4.58 kcal.
  • aceite de oliva 30 gr. 3 Cucharada sopera 270 kcal.
  • vinagre 21 gr. 7 Cucharada sopera 0.84 kcal.
  • sal 6 gr. 1 Cucharada de postre 0 kcal.

Preparación

1. Lavamos, pelamos y cortamos en trozos pequeños el tomate, la zanahoria y el ajo.

2. Lo echamos todo en un vaso de batidora y le agregamos el aceite, el vinagre y la sal.

3. Lo batimos todo a máxima velocidad hasta que quede bien triturado y sin grumos.

4. Servimos el salmorejo y ya tenemos listo este plato tan saludable y veraniego.

Información adicional

Estamos ante una receta muy ligera y veraniega, compuesta únicamente de verduras, siendo muy rica en vitaminas, minerales y antioxidantes.

El ingrediente fundamental es el tomate, siendo muy nutritivo, con un bajo aporte energético. Es rico en vitaminas (B, C y A), minerales (potasio, fósforo y magnesio), antioxidantes y fibra. Destaca la presencia de vitamina C, que actúa como antioxidante y previene el cáncer. La vitamina A ayuda a mejorar la visión. Presenta un alto contenido en licopeno, antioxidantes que le da el color rojo,  que ayuda a prevenir algunos tipos de cáncer, disminuye los niveles de colesterol y triglicéridos en sangre y protege frente a las enfermedades cardiovasculares. Es bajo en sodio, por lo que es muy recomendado en hipertensos. Su piel es rica en fibra, regulando nuestro tránsito intestinal y evitando el estreñimiento, por lo tanto hay que comerlo con la piel.

Si este plato va acompañado de un segundo rico en proteínas y/o hidratos de carbono, conseguimos una dieta muy equilibrada y saludable, ideal para aquellas personas que hacen dieta baja en grasa.