364, 7 Kcal/persona
  • 4 personas
  • Hervido o al vapor, Refrito con ajo/cebolla
  • Dificultad Fácil
  • Coste Bajo
  • Pasta
  • 20-30' minutos
  • Española

Beneficioso para las siguientes enfermedades, dolencias e intolerancias

Contraindicado para las siguientes enfermedades, dolencias e intolerancias

Espaguetis con brócoli y queso desnatado


Ingredientes

Preparación

1. Lavamos, pelamos y separamos en ramitas el brócoli. Lo ponemos a hervir en abundante agua con un poco de sal. Una vez tierno reservar.

2. Cocemos los espaguetis en el agua de cocción del brócoli hasta que estén al dente, tras unos 6 minutos de cocción.

3. Colamos los espaguetis y refrescamos bajo el chorro de agua, escurrimos y reservamos.

4. Aparte, en una sartén con aceite de oliva doramos los dientes de ajos fileteados y la guindilla (opcional).

5. A continuación, agregamos el brócoli y el queso fresco. Removemos.

6. Por último, añadimos la pasta y lo salteamos todo junto unos instantes y ya tenemos nuestro plato.

 

Información adicional

Estamos ante una receta energética, ya que la pasta nos aporta hidratos de carbonos que son muy calóricos. También presentan vitaminas (vitaminas del grupo B, que son antioxidantes celulares) y minerales (fósforo). Presentan un contenido importante en fibra, siendo mayor en las pastas integrales, regulando nuestro tránsito intestinal.

El queso fresco desnatado se caracteriza por ser rico en proteínas de alto valor biológico y presentar un contenido en grasas bajo, ya que hemos usado queso fresco desnatado, con un menor aporte energético. También es rico en vitaminas y minerales. Presenta una importante fuente de calcio, que se disuelve en el ácido láctico del queso, haciéndose más absorbible por nuestro sistema digestivo. El calcio fortalece los huesos y los dietes, previene la osteoporosis, ayuda al crecimiento infantil y ayuda a la cicatrización de las heridas. La vitamina D que presenta, permite que el calcio se fije mejor a los huesos.

Por otro lado, el brócoli es muy nutritivo, siendo ricos en vitaminas, minerales, fibra y antioxidantes. Destaca por ser una de las verduras con más propiedades antioxidantes, siendo ideal para prevenir la aparición del cáncer (principalmente los cánceres de próstata, colon y mama). Reduce los niveles altos de triglicéridos y colesterol en sangre e impide su acumulación en las arterias, siendo muy aconsejable para aquellas personas con enfermedades cardiovasculares. Es interesante consumirlo en la menopausia, ya que regula el equilibrio hormonal y el nivel de estrógeno. Por su contenido en fibra, también es ideal su consumo en personas que padecen de estreñimiento. Presenta altos niveles de vitamina K, que participa en la coagulación de la sangre y un elevado consumo de estas verduras (vitamina K) puede interferir con ciertos medicamentos (ej. Sintrón) para regular la coagulación de la sangre.

En definitiva, podemos decir que nos encontramos ante una receta saludable, ideal para personas que hacen dieta equilibrada.

Puedes sustituir la pasta integral por la pasta normal y elegir entre espaguetis, macarrones, cintas de pasta...Debes tener en cuenta que, si estás estreñido o lo sueles estar a menudo, la pasta integral tiene una mayor cantidad de fibra, lo que facilitará que mejore esta dolencia. Si normalmente no sueles estar estreñido, es posible que, haciendo dieta, en algún momento te pase, por lo tanto, no estaría nada mal que tomases la pasta integral.